Cátedra: “Todo el diseño gráfico del siglo XX está en deuda con Bodoni”

bodoniPedro Manuel Cátedra es bibliófilo, investigador y profesor, concretamente catedrático de la Universidad de Salamanca. Se ha dedicado a la investigación sobre historia del libro y literatura. Su currículum, en el que figuran sus publicaciones y actividades académicas y científicas es el siguiente: http://diarium.usal.es/catedra/

1. ¿En qué consiste su trabajo como director de la Biblioteca Bodoniana Digital? La Biblioteca Bodoni es un portal digital, que aúna por primera vez los resultados de un proyecto de investigación (Bodoni&España) con la difusión del conocimiento en todos los niveles, ya que la Biblioteca Bodoni permite un acceso a interesados en la historia del libro, en la historia de la lectura, de la estética, de la literatura, etc. El director de la misma es también director del proyecto mencionado, y ha planificado, realizado en buena parte, y coordinado los trabajos de investigación en archivos y bibliotecas nacionales y extranjeras, que son los lugares en los que se custodia el material que ahora por primera vez se ofrece al público en un portal digital.

2. ¿Cómo ha llegado a hacerse realidad el proyecto internacional de la Biblioteca Bodoniana Digital?

Como he dicho, gracias al proyecto Bodoni&España, y a los excelentes resultados del mismo. También debe todo a las personas que participan en su consejo de dirección (Sabina Magrini, directora de la Biblioteca Palatina y Museo Bodoniano; María Luisa López-Vidriero, directora de la Real Biblioteca; Andrea de Pasquale, director de la Biblioteca Nazionale Braidense de Milán y de la Biblioteca Nazionale de Turín; y Franco Maria Ricci, editor y bibliófilo) y consejo científico (los profesores Joaquín Álvarez Barrientos, Giuseppe Bertini, Fernando Bouza, Guillermo Carnero, José A. Cordón, Mercedes Fernández Valladares, Clive Griffin, Corrado Mingardi, María José Rodríguez Sánchez de León, Paolo Tinti, y los investigadores Albert Corbeto, Grazia de Rubeis, Daniela Moschini, Rosa Necchi), formados por estos especialistas muy cualificados y reconocidos internacionalmente en ldo distintos ámbitos de interés de la Biblioteca Bodoni .

3. ¿Qué instituciones, entidades y asociaciones aportan los fondos financieros para que la Biblioteca Bodoniana Digital tenga vida?

Los fondos para la realización del proyecto no son muchos. Fundamentalmente, son los concedidos al proyecto Bodoni&España, que se imbrica en el plan I+D+i 2011-2014 del Ministerio de Economía y Competividad, que es el organismo del que depende buena parte de la financiación para la investigación en España. Además, interviene en la financiación de la difusión de los resultados Ediciones Universidad de Salamanca.

En parte puede considerarse una aportación en especie la que hace el Museo Bodoniano de Parma y la Biblioteca Palatina, pues ceden sus materiales para que se difundan por medio de la Biblioteca Bodoni, cumpliendo así el mandato ministerial italiano de poner a disposición del público el patrimonio bibliográfico y cultural. Es importante, a este respecto, que hayan optado por una iniciativa española para difundir el importantísimo fondo documental y bibliográfico atinentes a Bodoni, su obra y su repercusión histórica.

Considérese solo que entre los correspondientes del tipógrafo y editor de Parma se encontraban reyes de España, como Carlos III, Carlos IV, José I, o personalidades de la cultura y de la política, como Napoleón, Benjamin Franklin, ministros europeos como Floridablanda o Von Kaunitz, entre una multitud de personas en las que, prácticamente, se encuentran todas las que formarían parte de un diccionario de historia cultural o intelectual de la Europa que le tocó vivir (1740-1813).

4. ¿Cuál es el perfil del público usuario que se espera en la Biblioteca Bodoniana Digital?

Las exigencias científicas de la Biblioteca Bodoni non son óbice para un aprovechamiento de un sector amplio de personas interesadas, eso sí, por la historia cultural, literaria, historia del diseño, tipografía, libro y lectura, etc. Y ese público usuario puede aprovecharse del portal de acuerdo con el grado de profundidad que sus objetivos requieran. El epistolario bodoniano, que próximamente estará disponible en abierto (en la actualidad se accede por medio de los libros digitales que contiene la sección de monografías), es un verdadero archivo de información para todos esos intereses.

La posibilidad, además, de hojear libremente algunos de los libros más hermosos producidos en Europa, como son los bodonianos que están disponibles, cuya nómina se irá ampliando, acompañados de una información seria sobre variados aspectos de su producción y de su importancia y características, es algo totalmente nuevos en las bibliotecas digitales en las que, normalmente, solo se pueden ver los libros, pero no en tanto que corpus sistemático.

5. ¿Existe algún “manual del usuario” de la Biblioteca Bodoniana Digital para acercar su contenido tanto a usuarios expertos como principiantes?

En la actualidad los portales, por muy ambiciosos que sean, procuran ser lo suficientemente intuitivos como para que no sea necesario complicar las cosas a los usuarios en el proceso de consulta. En este caso, así se ha planteado científica y técnicamente. De modo que siempre el usuario dispone de información en tres lenguas (español, italiano e inglés) para cada uno de los pasos que da; y, al tiempo, se le ofrecen pantallas ricas en elementos complementarios que permiten una navegación transversal, desde, por ejemplo, un libro de la sección BIBLIOTECA de libros bodonianos a las cartas con él relacionadas en la sección de EPISTOLARIO cruzado entre Bodoni y sus correspondientes, y al tiempo es posible ver en cada caso las monografías o los lugares en los que esos libros han sido estudiados.

Así pues, el lector dispone de numerosas ‘capas’ de información que puede seleccionar o saltar a su gusto y según el interés concreto que le lleva a la consulta de la Biblioteca Bodoni.

6. ¿Cuáles son los principales tesoros bibliográficos que custodia la Biblioteca Bodoniana Digital?

El proyecto tiene previsto incorporar todos los libros más importantes producidos por Bodoni o realizados bajo su supervisión directa. No se olvide que, aparte de los libros por él firmados, están también los impresos en la Stamperia Reale de Parma, de la que fue durante mucho tiempo director. En la actualidad, se pueden ver obras importantísimas como el mítico Manuale tipográfico póstumo, acabado por su viuda en 1818, que es, sin duda, el principal catálogo tipográfico de todos los tiempos. Se puede hojear el verdadero modelo del libro neoclásico triunfante, el Horacio de 1791, promovido por el principal mecenas del tipógrafo, el español José Nicolás de Azara, en el que triunfa solo el blanco del papel y el negro de la tinta, sin más concesión que a la perfección tipográfica. Pero también se puede ver ya uno de los pocos libros ilustrados, que además es importantísimo para la historia del arte, pues en él se publican con una técnica nueva y por primera vez frescos de Correggio recién descubiertos en Parma.

7. ¿Qué principales lecciones deberíamos aprender y comprender en la actualidad sobre el legado del tipógrafo y editor Bodoni en nuestro tiempo?

El legado del tipógrafo tiene muchas facetas. Destaco solo el enorme esfuerzo que sobrellevó, pues él solo logró renovar la tipografía neoclásica y llegó a fundir muchas más familias de caracteres que los grandes tipógrafos que le antecedieron y le sucedieron, y esto sin concesión ninguna a la facilidad, buscando siempre la perfección de los tipos y su utilidad práctica.

De otro lado, su legado artístico ha estado y sigue estando en auge, ya que el diseño gráfico del siglo XX le debe muchísimo, como se comprueba en distintivos y logos de marcas pregonadas que son bodonianos, y ha llegado a ser un persistente modelo para diseñadores gráficos italianos, alemanes, españoles, …

8. ¿Alguna cuestión importante que se haya quedado en el tintero y que quiera dar a luz?

A uno le quedarían bastantes cosas que decir, pero solamente quisiera reivindicar desde aquí la ‘españolidad’ de quien se presentó siempre como tipógrafo del Rey de España, autocalificándose de ‘íbero’ en algunas ocasiones. No sé si debiéramos haber pensado más en él en este año en el que se conmemora el segundo centenario de su muerte

Fuente: Clavero, H. M. “Todo el diseño gráfico del siglo XX está en deuda con Bodoni”. [En Línea]. Ibercampus.info. Disponible en: http://www.ibercampus.info/xavier-agenjo-la–futura-web-semantica-tiene-perspectivasinimaginables-25362_9.htm. [Consulta: 04/10/2013]

Anuncios

,

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: